LO QUE DEBES SABER SOBRE LA PROTEÍNA

La proteína es uno de los macro nutrientes preferidos por todos, ya que su función en el organismo es estructurar, es decir, crear tejidos, hormonas, encimas, entre otros.

Además, te mantiene fuerte y sano ya que fortalece tu sistema inmunológico, y funciona como una fuente de energía secundaria cuando a tu cuerpo le faltan carbohidratos, que aunque no es lo ideal, pero deja ver lo importante y funcional que resulta ser el consumir proteínas a diario.

Debes tener en cuenta que no todas las proteínas son iguales, como en todo, hay unas mejores que otras, y esto te lo indica el valor biológico, que no es más que el valor que se le asigna a cada una de las fuentes de proteína. Por lo tanto, mientras más alto sea su valor biológico más cantidad de aminoácidos esenciales, y mayor calidad de absorción.

Las proteínas de mayor índice biológico son las que provienen de fuente animal, como lo son:

  • Whey Protein
  • Huevo
  • Pollo
  • Atún
  • Pescado
  • Pavo
  • Lomo de cerdo
  • Carnes

Lo ideal es que exista una variedad de proteínas en tu dieta diaria, porque cada proteína aporta distintos beneficios, dichos beneficios son:

  1. Ayuda a controlar el apetito, ya que el tarda más en digerirse y por eso te hace sentir más lleno y satisfecho.
  2. Eleva tus niveles de dopamina, que es un neurotransmisor que te hace sentir muy bien, lleno de energía y vitalidad.
  3. Fortalece tu masa muscular, ya que regenera tus músculos de una manera eficiente, por eso su importancia si estás en una dieta de incremento de masa muscular.

 

Ahora bien, en cuanto a la cantidad de proteína que debes comer, lo idea es ir con tu nutricionista o tu coach para que te indique según tus necesidades. Sin embargo en líneas generales se dice que la cantidad de proteína recomendada en tus comidas es la equivalente a la cantidad que cabe en la palma de tu mano.

Si bien es cierto que deberías incluir en todas tus comidas (incluyendo las meriendas) proteína, o por lo menos en la mayoría, ya que esto va a ayudar a estabilizar niveles de azúcar en sangre, a controlar su apetito, a fortalecer y proteger la masa muscular y a que tu cuerpo tenga todos los aminoácidos que requiere para hacer todas sus funciones vitales y estructurales.